Municipio curicano, fiscalizó empresa avícola denunciada por malos olores, no encontrando irregularidades. Hedor tendría origen incierto

Tras una denuncia por “malos olores” que hizo una vecina, personal de fiscalización de la Dirección de Gestión ambiental y Territorio de la Municipalidad Curicó, fiscalizó, insitu, un plantel avícola en la localidad de Convento Viejo. La mujer, habría expresado la imposibilidad de “vivir al lado del hedor de un criadero de pollos y gallinas” a menos de 20 metros de su casa. En la visita, los inspectores solicitaron a la empresa, todos los permisos requeridos para su funcionamiento, comprobándose que cuentan con todo en regla y poseen un buen manejo, tanto de las aves como de las instalaciones. El informe final del municipio, señaló que el origen de los malos olores, no sería la empresa avícola, por lo cual se seguirá investigando.

Compartir


Síguenos si quieres saber para donde va la micro

|

+56 9 5718 0343 Suscríbete Gratis