Financiamiento campañas Apruebo versus Rechazo | Publimicro

Financiamiento campañas Apruebo versus Rechazo

Grandes diferencias, en lo que a aportes visados por el Servicio Electoral de Chile se refiere, existen para el financiamiento de una de las más álgidas campañas políticas que ha vivido el país, esta vez de cara al Plebiscito de Salida del próximo 4 de septiembre.

Cuando quedan apenas 37 días para saber si triunfa el Apruebo o el Rechazo en estos comicios, las estrategias para ganar adeptos de ambos contrincantes están en pleno desarrollo. Y es aquí donde muchos llaman a estar alertas a una simple pregunta…¿cómo se están financiando? Afortunadamente, existe un organismo encargado de velar porque este “pequeño gran detalle” se encuentre dentro del marco legal y está representado por el Servicio Electoral de Chile (SERVEL).

Este organismo estatal lo hace apelando a la ley N° 20.900, del año 2016, en la cual se define el marco regulatorio para el sistema de financiamiento privado, tanto en su definición, en los posibles aportes y en el sistema para la realización de ellos. Bajo este régimen, se detallan las nuevas normas y procedimientos del financiamiento privado, que dejan sin efecto el sistema de colaboraciones directas a la cuenta bancaria del candidato, e insertan un nuevo sistema de recepción de dineros. Cabe señalar, además, que a partir de esta modificación sólo se permite las donaciones de personas naturales y se prohíbe de personas jurídicas.

En medio de la propaganda legal por el plebiscito del 4 de septiembre, que ya que ya cumplió tres semanas, es que el Servicio Electoral publicó el registro de aportes que -hasta el momento- han sido donados a cada una de las opciones. El reporte da cuenta que, al 28 de julio, el 97,6% de los dineros fueron entregados para el Rechazo. En este informe más reciente, se contabilizan 321 aportes para el Rechazo y sólo 70 para el Apruebo.

El total entregado para la opción Rechazo actualizado a este día es de una suma de $180.609.964, mientras que para el Apruebo, Servel sólo contempla $4.251.363. De acuerdo a la ley electoral, todos los dineros entregados a las campañas deben ser públicos. El Servicio Electoral los informará en su sitio web de manera diaria, con los datos del donante; excepto aquellos que sean menores a 40 uf ($1.300.00 aproximadamente) los cuales tendrán reserva de identidad.

De acuerdo a los registros del Servel, los mayores aportes individuales al Rechazo, pertenecen a la Organización Impulso Norte, de Eduardo Muñoz Vivaldi, Presidente de la Corredora de Bolsa Nevasa, S.A, y Chile Merece Más, de Italo Zunino Besnier, empresario y excandidato convencional, ambos con $10.000.000 cada uno y del presidente de la Bolsa de Comercio de Santiago, Juan Andrés Camus con $6.000.000. Para el Apruebo, en cambio, su mayor aporte provino desde la organización “Ciencias para las Democracias” con $500.000, la organización medioambiental, “Red de Humedales del Mapocho”, con una suma de $470.000 y del Comando del Bío Bío para el Apruebo, con $370.000.

Desde la Casa del Rechazo, los voceros de esta opción, aseguran que los montos contrapuestos entre ambas, tienen una razón fundamental de peso. Para ellos, los responsables serían los mismos encargados del comando del Apruebo, entidad coordinada por los diputados Karol Cariola y Vlado Mirosevic, quienes no estarían realizando -como corresponde- las rendiciones al Servel.

Los aludidos recogieron el guante y respondieron “En nuestra campaña hay voluntades, gente comprometida, artistas y académicos/as que ponen su talento; partidos que ponen su infraestructura, experiencia, trabajo voluntario y recursos. Gente por todo el país que está sacando esto adelante, a diferencia del Rechazo donde sólo vemos directores de empresas y exministros de Piñera, entre otros”, sostuvieron.

Muchas suspicacias se tejen en torno a esta “supuesta realidad” de financiamiento de campaña entre ambas opciones. Por un lado, se duda que el Rechazo maneje un ítem tan acotado, pensando en la poderosa masa crítica del mundo empresarial que los apoya, que a todas luces, debiera triplicar los aportes. Y en la acera del frente, las dudas no dejan se aparecer, debido a lo escuálido de lo recaudado, que hace pensar en una posible “violación de la ley”, al no rendir con veracidad, millonarios aportes recibidos, muchos de los cuales -para los más mal pensados- provendrían de una generosa billetera fiscal.

Para ambos casos, algunos ya comienzan a creer que sobre este Plebiscito de Salida se creado un enorme manto de dudas, bajo el cual, algo se esconde y no le hace bien a Chile.

Síguenos en:

Logo Google News

Suscríbete al boletín:

Suscribete Gratis

Compartir

Hoy

Síguenos si quieres saber para donde va la micro

|

+56 9 5718 0343 Suscríbete Gratis